jose camejo suarez

lunes, diciembre 15, 2014

¡ESTE AÑO, SIN NAVIDAD!



LUIS SOTO PIRELA
SEC. GENERAL DE AD –CABIMAS-
CORREO  luis_soto_pirela@hotmail.com

            Al hacer un recorrido por la ciudad y observar las calles, los edificios de apartamentos y las casas de familias, nos damos  cuenta de la ausencia de los adornos que identifican la navidad, ya Cabimas está sin luces, ni los artículos que siempre han identificado a la ciudad en la época decembrina. Cabimas fue un ejemplo nacional de laboriosidad de las familias adornando sus residencias con luces de colores, música y otros elementos que hacían el ambiente alegre, participaban jóvenes y niños en la preparación de la llegada de la navidad y el año nuevo, era común ver colas de vehículos con familias provenientes de otros lugares a observar las luces, pintura, adornos y música, que identificaban residencias, calles y hasta urbanizaciones con motivos navideños. Podemos recordar los premios que otorgaba la Alcaldía de Cabimas a las calles mejor adornadas, había un jurado que se encargaba de todo lo relacionado con las normas del concurso.

            Todo eso ha desaparecido de nuestra querida y apreciada Cabimas, sólo nos quedan las calles adornadas con cráteres que desaparecen vehículos, ausencia de tapas de cloacas que vomitan esencias putrefactas dañando la salud de grandes y chicos, fallas eléctricas que producen daño en los artefactos  y la oscuridad ampara a los delincuentes que hacen de las suyas con la propiedad de los ciudadanos, roban escuelas, matan y secuestran personas, asaltan residencias, comercios y vehículos,  los vicios y el delito pululan por las noches oscuras de la pobre ciudad, las colas para comprar alimentos y artículos del hogar son kilométricas, ya no te adornan el taladro de PDVSA ni te contratan a Barrio obrero para que te interprete las gaitas que te gustan, todo se ha olvidado parece que no ya no eres la Cabimas petrolera, la que recibía la navidad y el año nuevo con alegría, no tenemos Santa Claus ni arbolitos, el nacimiento se quedó en Belén, los pinos canadienses no cruzaron el océano, sólo te queda San Benito porque  no has dejado que lo utilicen como propaganda política, tu veneración ha sido más fuerte que el interés de los filibusteros del gobierno.
           
¡Ay Cabimas! No encuentras quien se apiade de ti, los últimos años han sido una horrible pesadilla, nadie te quiere devolver lo grande que has sido, sólo te queda la esperanza de que pronto vuelva la dicha y la prosperidad, como en otros años, no pierdas las esperanzas, porque esas son las últimas que se pierden.    
           
La ciudad y sus ciudadanos se resisten a aceptar las dádivas que nos quieren entregar, para hacernos creer en las bondades de un socialismo del siglo XXI, que ni es socialismo ni nos lo vamos calar durante un siglo, 40 años fueron más que suficientes para aprender lo malo y lo bueno de la democracia, si en 15 años estamos como estamos, en un siglo no debe quedar un ser vivo sobre la tierra, sálvanos DIOS  de esta horrible CHIKUNGUNYA BOLIVARIANA.



0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]



<< Página Principal


 
Free counter and web stats