jose camejo suarez

viernes, agosto 08, 2014

HAY QUE SER BIEN “CARA DURA”



Prof.  Luis Soto Pirela
Sec. General de AD – Cabimas –
Correo  luis_soto_pirela@hotmail.com

A
l leer en los medios de comunicación las declaraciones durante la celebración de los 100 años del Zumaque l, de Diosdado Cabello y de Rafael Ramírez presidente de la AN y PDVSA respectivamente, me imagino que estos están actuando bajo la premisa de que  Una mentira repetida un millón de veces se convierte en verdad”, es el caso que ambos representantes del gobierno aseguraron que la soberanía sobre el petróleo se la debemos al difunto que reposa en el “Cuartel de la Montaña”, nada más efectista y falso semejante aseveración, cuando se comenzó el proceso para manejar la exploración, explotación y comercialización del petróleo venezolano por parte del gobierno, ninguno de los señalados funcionarios habían nacido, ni el “Mártir de Sabaneta” tampoco.

Desde el 18 de Octubre de 1945 la Junta de Gobierno se dedicó a estudiar la situación del manejo de nuestro petróleo, lo primero que se hizo fue aumentar el porcentaje de participación venezolana estableciendo el 50% para las compañías y el otro 50% para el país, se permitió una actividad sindical reivindicadora de los trabajadores, se habló por primera vez de crear la Corporación Venezolana del Petróleo.

La dictadura de Pérez Jiménez atrasó por 10 años este proceso, de vuelta a la democracia en 1958 se comenzó a participar en el control de la producción petrolera mundial, se creó la CVP que fue un intento para ir desplazando el monopolio de las empresas extranjeras, así se creó la OPEP con participación muy importante del Ministro de Minas e Hidrocarburos Dr. Juan Pablo Pérez Alfonzo.

En los gobiernos de Rómulo Betancourt, Raúl Leoni y Rafael Caldera se echaron las bases para que Carlos Andrés Pérez nacionalizara la industria petrolera en 1975, esta continuidad administrativa es un ejemplo de gobiernos democráticos para buscar el desarrollo, en todo ese tiempo nunca vendimos petróleo a futuro, no se comprometió la producción petrolera con ningún país, se vendía compitiendo en el mercado internacional y se controlaba la producción mundial desde la OPEP, teníamos 22.000 estaciones de servicio en EEUU.  

En ese período nunca se usó el petróleo como arma política, los países latino americanos compraban nuestro petróleo dentro de los parámetros establecidos por los convenios laterales y multilaterales.

Hoy estamos endeudados con China, Rusia e Irán, estamos obligados a venderle a Brasil y Bielorrusia,  entregamos en intercambios “Chimbos” a Cuba una cuota especial de petróleo, de la cual ellos venden el 50% a otros países, estamos vendiendo nuestras refinerías en el exterior, producimos un millón de barriles menos que en 1998 y tenemos 100.000 trabajadores más, si esto es la soberanía que  Diosdado Cabello y Rafael Ramírez dicen que le debemos al  “Comandante Eterno”, entonces aquí andamos como el cangrejo, “Caminando hacia atrás”, ¡Hay que ser bien cara dura”.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]



<< Página Principal


 
Free counter and web stats